Miguel Reinoso

creación

Miguel Reinoso

Ajorcas

1
Voz esta ajorca,
perla de silencios
que en luz te nombra:
Rescatar reflejos de este día
en la perla gris de la poesía.

2
Tarde de lluvia,
la memoria conforma
sus espirales:

Sólo quien ve más allá de la lluvia
sabe del tacto de tu voz en la sombra.

3
Llueve esta noche,
me devela sus vías,
su viejo enigma:

La lluvia siempre pasa en otro tiempo
donde la ausencia es cuerpo de tu nombre.

4
Sólo murmullos,
voz de lluvia en la noche
dice tu nombre:

Es mar, de nieve las pasiones,
llama blanca esta voz que te evoca.

5
Vaso ceñido,
amatista de voces,
brisa del verso:

Boca estricta de la noche
que espera el agua de tu nombre.

6
Tiempo vano,
azogue sin sentido,
árida arena:

Sobre la ruina de arenas categóricas,
venzo al eco cuando nombro tu silencio.

7
Fósforo del azar,
incendio de palabras
en las puertas del beso:

Otra hoja era el silencio,
sombra en luz de tu nombre.

8
Si digo tu nombre,
copa vocal que ciñe
el agua de tu estirpe,

rompería corales,
espirales formas de insinuarte.

9
Llenas mi voz
de alientos, sol y ríos…,
tu piel de luna:

¿Qué ruta encuentro entre alas
que el mar del sur te nombra?

10
Espeto almendras:
Voz, amatista y jade…,
cuerpos del nombre.

Ásaros del rosario
que velo sin nombrarte.

Miguel Reinoso

Poeta. Nació en Guadalajara, México. En la actualidad se desempeña como docente de la Preparatoria 7. Obtuvo la maestría en Literaturas del Siglo XX por la Universidad de Guadalajara. Fue miembro del taller literario que dirigiera Elías Nandino. Ha publicado en diferentes medios como Et Caetera, Luvina, Trashumancia, Diserta, Novum, Juglares y alarifes, La voz de la esfinge, entre otros. Su obra se incluye en diversas antologías, como Estela contra el olvido. 22 de abril, y Poesía viva de Jalisco, editada por el Conaculta. Su poemario Telubrio (Editorial Sextante) obtuvo el premio Alí Chumacero en 1998; El hombre de los faros recibió el primer lugar en el Premio Tijuana 2002.

Entradas recientes

Juan José Arreola

El lay de Aristóteles El lay de Aristóteles Sobre la hierba del prado danza la musa de Aristóteles. El viejo filósofo vuelve de vez en cuando la cabeza y contempla un momento el cuerpo juvenil y nacarado. Sus manos dejan caer hasta el suelo el crujiente rollo del...

Diez razones para ser científico

Aunque no necesitaba presentación, el historiador y narrador Jorge F. Hernández subrayó la “erudición sin pedantería”, la humildad y la capacidad para navegar por “ese mar de los sargazos que es la ciencia en México” de Ruy Pérez Tamayo, durante el encuentro que el...

Nervio náufrago

Poemario de Laura SolórzanoPercibimos el mundo a través de los recuerdos. El pasado es una entidad vacía que sólo puede poblarse y existir cuando se recupera por algún medio. El mejor de éstos, sin duda, es la palabra escrita. Es con el lenguaje como los recuerdos, el...

Mujer rota y continente

Poemario de Margarita Hernández ContrerasMujer rota y continente, poemario publicado en fecha reciente por la Editorial La Zonámbula, nos muestra, desde el título, una evidente una paradoja que yo calificaría como existencial, la cual subraya la vitalidad e intensidad...

Más autores

¿Deseas recibir notificaciones de las novedades? Envía un mensaje con el asunto “Novedades” y anota tu nombre completo y tus datos de semestre, grupo y turno

Ecos de la FIL

Programa de la Feria Internacional del Libro, con autores actuales de la literatura universal

Especiales

Autores que participan en actividades especiales, como la Semana del Libro o los aniversarios de la escuela

Creación

Autores que comparten sus experiencias con los integrantes de los talleres de creación literaria

Autores jalisicienses

Selección de obra de autores nacidos o formados en nuestra entidad

Autores mexicanos

Selección de obra de autores a quienes se les ha dedicado la semana nacional del libro

Literatura universal

Obra de autores de la literatura universal, a quienes se homenajea durante la Semana Internacional del Libro

Martín Mérida

creación

Martín Mérida

Rojos cocodrilos

I
Me cansan las fauces cerradas de cocodrilos
con su repetido rojo de brotar en guerra
(El rojo es causante del amor pero también de terremotos
Y quizás Heráclito de Éfeso no lo pensó primero)
como mi boca llena de costuras
cuando el mundo oye lleno de sordera

II
Mi madre me habla de toros
Y sin saberlo de cocodrilos
con su repetido rojo de brotar en guerra
(Con mis lecturas y todo
poco sé sobre rojo
pero me atrae en camisas
Y en ocasiones especiales en mis pantalones
¿Alguna vez fui cocodrilo?)

III
A veces abren sus fauces los cocodrilos
Y allá vamos a sus panzas
con todo y lo que no sabemos

Martín Mérida

Nací en Motozintla, Chiapas, México. Llevo 13 años de vivir en Guadalajara. Desde pequeño escribir ha sido movimiento de estar en casa (casa no sólo es punto de llegada). Escribo con todo el cuerpo alumbrándome con las palabras de Jalil Gibran: “Sólo quien ha muerto tiene posibilidad de decir algo en la página en blanco de la vida”. No sé si lo logro, pero lo intento. Los libros que me han brotado: Donde convoca el alma (UNACH, 1996), El milagro de tu voz distinta (ITESO, 1998), La pasión según un hombre cualquiera (Mantis Editores, 2002), El país de la mirada (primera edición UAN y Literalia Editores, 2003), El poeta y el niño de la piedra (novela editada por el CECA, Jalisco, 2005), El país de la mirada (segunda edición Literalia Editores, 2007), El viaje que no elegimos (Literaria Editores, 2009), Los zapatos del niño guerrero (La Zonámbula y Tec de Monterrey, 2011). He sido becario del CONACULTA, Chiapas, y del CECA, Jalisco. Tambien escribo artículos “Desde donde me aprieta el zapato”, que han aparecido en revistas, periódicos y medios electrónicos. Y me desempeño como profesor universitario.
Tomado del  blog  del autor, con permiso, junto con los textos de esta sección.

Entradas recientes

Juan José Arreola

El lay de Aristóteles El lay de Aristóteles Sobre la hierba del prado danza la musa de Aristóteles. El viejo filósofo vuelve de vez en cuando la cabeza y contempla un momento el cuerpo juvenil y nacarado. Sus manos dejan caer hasta el suelo el crujiente rollo del...

Diez razones para ser científico

Aunque no necesitaba presentación, el historiador y narrador Jorge F. Hernández subrayó la “erudición sin pedantería”, la humildad y la capacidad para navegar por “ese mar de los sargazos que es la ciencia en México” de Ruy Pérez Tamayo, durante el encuentro que el...

Nervio náufrago

Poemario de Laura SolórzanoPercibimos el mundo a través de los recuerdos. El pasado es una entidad vacía que sólo puede poblarse y existir cuando se recupera por algún medio. El mejor de éstos, sin duda, es la palabra escrita. Es con el lenguaje como los recuerdos, el...

Mujer rota y continente

Poemario de Margarita Hernández ContrerasMujer rota y continente, poemario publicado en fecha reciente por la Editorial La Zonámbula, nos muestra, desde el título, una evidente una paradoja que yo calificaría como existencial, la cual subraya la vitalidad e intensidad...

Más autores

¿Deseas recibir notificaciones de las novedades? Envía un mensaje con el asunto “Novedades” y anota tu nombre completo y tus datos de semestre, grupo y turno

Ecos de la FIL

Programa de la Feria Internacional del Libro, con autores actuales de la literatura universal

Especiales

Autores que participan en actividades especiales, como la Semana del Libro o los aniversarios de la escuela

Creación

Autores que comparten sus experiencias con los integrantes de los talleres de creación literaria

Autores jalisicienses

Selección de obra de autores nacidos o formados en nuestra entidad

Autores mexicanos

Selección de obra de autores a quienes se les ha dedicado la semana nacional del libro

Literatura universal

Obra de autores de la literatura universal, a quienes se homenajea durante la Semana Internacional del Libro

Jorge Orendáin

creación

Jorge Orendáin

Si la pausa

Si el dolor
Lastima mirar el dolor en otro
y no sentir en uno
lo que el dolor destruye.

Mirar el dolor en uno
es no sentir en el otro,
porque lastima no mirar
aunque de mirar se duele.

Si el dolor en otro duele
destruye mirar y no sentir
que duele en uno
lo que el dolor nos mira.

Si la pausa
De tanto cantar
el mundo gira su tiempo.

Si la pausa,
es porque el canto
quiere ser mundo de otro tiempo.

Si de lluvia
Si la lluvia,
tu cuerpo es una vasija
llena de relámpagos.

Si la calma,
eres un ángel
en oración perpetua.

Si del ángel
No esperar un milagro
si miramos al ángel.
El milagro ya es el ángel
que espera ser mirado.

Si el ángel permanece
se esfuma el milagro.

Si del árbol
El árbol detendrá su decir
si el agua abandona su sueño
de ser raíz en el mundo.

Si el decir
Si no inventas una verdad
serás una palabra destinada
al olvido.

Si una verdad te inventa
serás una palabra que vestida de poesía
dirá su verdad.

Jorge Orendáin

Poeta. Nace en Guadalajara, Jalisco, el 31 de marzo de 1967. Estudió la maestría de Literaturas del Siglo XX en la Universidad de Guadalajara, y la licenciatura de Ciencias de la Comunicación en el ITESO. Actualmente trabaja en la Editorial Universitaria de la Universidad de Guadalajara, dirige la editorial independiente La Zonámbula y coordina el taller de poesía de la SOGEM. Formó parte del consejo editorial de las revistas Reverso Caminos de Jalisco y fue consejero del diario Milenio. Diario de Jalisco en el área de cultura. Además fue consejero en el área de letras del Consejo Estatal para la Cultura y las Artes de Jalisco. Ha publicado los siguientes libros de poemas: Animalías, Colección Orígenes, Secretaría de Cultura, 1994. Telescopios de papel, Fondo Editorial Tierra Adentro, 1996. Por demás la lluvia, ediciones Arlequín, 1996. Ciudad a cuatro ríos, Universidad de Guadalajara, 1999. Patio exterior, El Cálamo / Universidad de Guadalajara, 2008. Si la pausa, La Zonámbula, 2008. También sus poemas forman parte de varias antologías locales, nacionales e internacionales.

Entradas recientes

Juan José Arreola

El lay de Aristóteles El lay de Aristóteles Sobre la hierba del prado danza la musa de Aristóteles. El viejo filósofo vuelve de vez en cuando la cabeza y contempla un momento el cuerpo juvenil y nacarado. Sus manos dejan caer hasta el suelo el crujiente rollo del...

Diez razones para ser científico

Aunque no necesitaba presentación, el historiador y narrador Jorge F. Hernández subrayó la “erudición sin pedantería”, la humildad y la capacidad para navegar por “ese mar de los sargazos que es la ciencia en México” de Ruy Pérez Tamayo, durante el encuentro que el...

Nervio náufrago

Poemario de Laura SolórzanoPercibimos el mundo a través de los recuerdos. El pasado es una entidad vacía que sólo puede poblarse y existir cuando se recupera por algún medio. El mejor de éstos, sin duda, es la palabra escrita. Es con el lenguaje como los recuerdos, el...

Mujer rota y continente

Poemario de Margarita Hernández ContrerasMujer rota y continente, poemario publicado en fecha reciente por la Editorial La Zonámbula, nos muestra, desde el título, una evidente una paradoja que yo calificaría como existencial, la cual subraya la vitalidad e intensidad...

Más autores

¿Deseas recibir notificaciones de las novedades? Envía un mensaje con el asunto “Novedades” y anota tu nombre completo y tus datos de semestre, grupo y turno

Ecos de la FIL

Programa de la Feria Internacional del Libro, con autores actuales de la literatura universal

Especiales

Autores que participan en actividades especiales, como la Semana del Libro o los aniversarios de la escuela

Creación

Autores que comparten sus experiencias con los integrantes de los talleres de creación literaria

Autores jalisicienses

Selección de obra de autores nacidos o formados en nuestra entidad

Autores mexicanos

Selección de obra de autores a quienes se les ha dedicado la semana nacional del libro

Literatura universal

Obra de autores de la literatura universal, a quienes se homenajea durante la Semana Internacional del Libro

Luis Martín Ulloa

creación

Luis Martín Ulloa

Una poética del mal

Hace tiempo comencé a leer una novela de un escritor estadounidense contemporáneo, en la que a un adolescente ver las fotografías de un guapo joven mutilado le causaba tal impresión que comenzaba a escribir una serie de relatos sobre escenas explícitas (vividas “realmente” o inventadas) que mezclaban encuentros homosexuales desaforados, escatología y sadismo. Para mí no fue una lectura impuesta, sino elección libre, pero algunas escenas alcanzaban una intensidad tal que, de pronto, pasaba de una página a otra mientras me preguntaba: “¿por qué demonios tengo que estar leyendo esto? ¿Es manda o qué, quién me obliga a seguir?”. Obvio, en ningún momento dejé el libro hasta que leí la última palabra. De eso hará alrededor de diez años. Pues bien, no había vuelto a sentir lo mismo hasta que comencé la más reciente obra de Rafael Medina.

Porque, lo digo de entrada, Una poética del mal es, en efecto, un libro incómodo y que incomoda, que nomás no se puede leer lo que se dice “a gusto”. Pertenece a ese tipo de narrativa que se empeña en estar molestando continuamente a sus lectores, que le apuesta de manera reiterada a que lo deje por la paz, como un amante retador, seguro de lo que ofrece: “a ver, déjame; a ver, pues”. Y, por supuesto, no se le deja.

La narrativa de Rafael Medina nunca ha sido complaciente. Al contrario, sus cuentos abrevan de anécdotas ríspidas, encuentran a fuerzas el lado oscuro y poco amable a la vida, prefieren las relaciones difíciles y complicadas entre la gente, y no pocas veces se regodean en detalles mórbidos. Hace también algunos años le pedí textos a Rafael para un libro que sería material de lectura estudiantil. Siempre fueron los más comentados y dividían los grupos en quienes los rechazaban de manera tajante (por supuesto, no faltaron alumnos —los menos, cierto— que decían categóricos que «eso» no era literatura, que la verdadera literatura tenía que ser “bella y agradable”), y quienes pedían más del mismo autor.

No es difícil saber por qué tenía más simpatizantes: esto lo propiciaban la amenidad y el ritmo ágil que Rafael imprime siempre en sus narraciones, la capacidad para captar de manera efectiva los giros e inflexiones del lenguaje coloquial que no desdeña, pero tampoco abusa de las palabras “altisonantes”. Y así recrea anécdotas y ambientes que sin duda hacen contacto con el lector.

Entonces, ¿por qué mi incomodidad al leer Una poética del mal? Aquí llegamos a un terreno peliagudo. Hay algo en las letras mexicanas de los últimos años que se ha dado en llamar narcoliteratura, corpus donde se han incluido desde una excelente novela como Trabajos del reino, de Yuri Herrera, hasta otras cosas que una vez pasado el furor por esta moda literaria nadie recordará. Como ya lo dijo Eduardo Antonio Parra, aunque se trate de un asunto actual, que está a la orden del día —o tal vez por eso mismo—, y por tener un gran impacto psicológico en la población, es definitivamente problemático abordar el narcotráfico en la literatura.

Pero Rafael Medina ha acometido esta empresa en Una poética del mal desde una posición inteligente y, en mi opinión, debido al apabullante cúmulo de información que padecemos desde todos los flancos y todos los medios, mucho más efectiva. Esto es, no hacer que aparezcan los buenos y los malos, los delincuentes y la policía, los jefes y los vasallos, quien quiera que sea cada uno de ellos; sino interesarse por quienes están detrás o al lado de este enorme asunto, los que reciben de manera directa e inclemente los efectos de este combate.

Así, a la muchacha pendeja que se va a casar con un incipiente narco golpeador en “Le dije que sí porque va a cambiar”, el lector no puede augurarle un final feliz. Como también, al médico cuyo hospital se beneficia de los caprichos estéticos de la esposa buchona prepotente, pero muy generosa, en “La Beca”, es fácil predecirle un destino similar al de otros de sus colegas, encajuelados o desaparecidos. O los padecimientos del pobre bobalicón dientudo a quien los dueños del pueblo, nomás por pura diversión, no le dejan siquiera bajar al arroyo de la calle para llegar a la acera de enfrente en “Nomás quería bajar un piecito”.

Desde los títulos se puede ir delineando el plan narrativo de Una poética del mal: al ser tan evidentes, y claramente irónicos, aparece que la intención es mirar hacia la mera naturaleza humana, las emociones u obsesiones que nos mueven: el deseo, la ambición, el rencor. Mirar hacia lo básico e inmediato, despojado de complicaciones formales o lingüísticas.

Pero tampoco quiere decir que el autor se haya puesto demasiado serio y seguido por el camino del drama, de ninguna manera. Hay ironía y mucho humor (negro) en este volumen, como en toda la obra de Rafael Medina. Es inclemente y se mofa de sus personajes, como en “Mi cuñado en un mundo sin Dios”, donde un artista conceptual se enfrenta al insólito y misterioso triunfo económico de su cuñado, quien incluso se permite comprarle sus obras. O en el retrato del hipster adinerado que desde su departamento de lujo planea y sueña con su llegada al Olimpo de los anarquistas ecológicos.

¿Y dónde quedó lo repelente, lo incómodo? Pues eso, que a pesar de que en ciertos momentos era inevitable soltar una sonrisa o francamente divertirse con los personajes, no deja de parecerme, como a Parra, un tema difícil. Sobre todo, porque hay cuentos que cuando vuelva a tomar el libro —lo confieso— probablemente me los brinque. Como la visión crudísima del sicario adolescente y recién estrenado en la chamba que está en “Omosexual se escribe sin hache”. También “Terapia familiar”, donde hacia el final del cuento se encuentra la escena más grotesca y abrumadora que he leído en mucho tiempo. A eso que pensé hace años con el novelista gringo, podría cambiarle el nombre y aplicarlo muy bien a este libro de Rafael Medina.

Pero a final de cuentas está bien eso, ¿o no? Que un libro mueva, que no nos deje indiferentes y nos haga cuestionarnos a través de la risa o la mofa, de la confrontación con una realidad que nos supera, que nos agobia, que nos rodea. Así pues, déjense mover por esta poética del mal de Rafael Medina.

Texto leído por el doctor Luis Martín Ulloa en la presentación
del libro Una poética del mal de Rafael Medina en la Librería
José Luis Martínez del Fondo de Cultura Económica.

Luis Martín Ulloa

Narrador. Guadalajara, 1967. Docente e investigador de tiempo completo de la Universidad de Guadalara, en la que obtuvo el grado de Doctor en Letras. Becario del CONACULTA en el área de cuento. Se ha especializado en el tema de la literatura gay. Ha publicado en periódicos y revistas locales. Su obra aparece en antologías como Enramada, literatura joven de Jalisco (DBA Jalisco, 1984), Ávidas mareas (INBA Zacatecas), Cuentistas de Tierra Adentro (Fondo Editorial Tierra Adentro). Ha obtenido diversos premios y reconocimientos. Obras: Damas y caballeros (Mantis Editores); editor del libro Del rosa al rojo. Antología de cuento de diversidad sexual (La décima letra). Sus textos se han traducido al inglés y al croata.

Entradas recientes

Juan José Arreola

El lay de Aristóteles El lay de Aristóteles Sobre la hierba del prado danza la musa de Aristóteles. El viejo filósofo vuelve de vez en cuando la cabeza y contempla un momento el cuerpo juvenil y nacarado. Sus manos dejan caer hasta el suelo el crujiente rollo del...

Diez razones para ser científico

Aunque no necesitaba presentación, el historiador y narrador Jorge F. Hernández subrayó la “erudición sin pedantería”, la humildad y la capacidad para navegar por “ese mar de los sargazos que es la ciencia en México” de Ruy Pérez Tamayo, durante el encuentro que el...

Nervio náufrago

Poemario de Laura SolórzanoPercibimos el mundo a través de los recuerdos. El pasado es una entidad vacía que sólo puede poblarse y existir cuando se recupera por algún medio. El mejor de éstos, sin duda, es la palabra escrita. Es con el lenguaje como los recuerdos, el...

Mujer rota y continente

Poemario de Margarita Hernández ContrerasMujer rota y continente, poemario publicado en fecha reciente por la Editorial La Zonámbula, nos muestra, desde el título, una evidente una paradoja que yo calificaría como existencial, la cual subraya la vitalidad e intensidad...

Más autores

¿Deseas recibir notificaciones de las novedades? Envía un mensaje con el asunto “Novedades” y anota tu nombre completo y tus datos de semestre, grupo y turno

Ecos de la FIL

Programa de la Feria Internacional del Libro, con autores actuales de la literatura universal

Especiales

Autores que participan en actividades especiales, como la Semana del Libro o los aniversarios de la escuela

Creación

Autores que comparten sus experiencias con los integrantes de los talleres de creación literaria

Autores jalisicienses

Selección de obra de autores nacidos o formados en nuestra entidad

Autores mexicanos

Selección de obra de autores a quienes se les ha dedicado la semana nacional del libro

Literatura universal

Obra de autores de la literatura universal, a quienes se homenajea durante la Semana Internacional del Libro

José Manuel Guerrero

creación

José Manuel Guerrero

Poemas

Noche eléctrica

Sonríe el milagro
en los hechizos
de la luna:
la falsa cara embrujada,
la irónica compasión
de las cadenas internas.

Mi casa absorta
se impregna
de ecos
de la noche.
Suelo marchar
protegido
por la lámpara
de un druida,
por la voz
de una libélula,
por las alas
del viejo árbol,
por las hojas
de cierta ave.

Danzo
          en la espiral
                     de los
                                ancestros.

A través de las lágrimas

Lúcidos cristales de amargura.
Largas noches en sueños
que persisten en matar
a los parásitos del subconsciente,
súbitos en la penumbra…

A través de los cristales en caos
visualicé a la soberbia
que no paraba de alimentarse
de la escoria disfrazada de divinidad.

Caos de lirismo y fantasía.
Fauces de quimeras escépticas.
Catarsis de ríos oculares
entre la llanura de la piel marchita.

Entre laberintos de reclamaciones
me he transformado
en un críptico con tres ojos.
Llano, transeúnte, pálido y sin risas,
opuesto al todo, inmerso en la nada.

Llorosos los cielos de la mente
entre oscuros parpadeos de arterias y mares
y horizontes muertos y raíces que saben a hiel.

Voluntad mutilada
por el filo
de la luz
que se oculta
en esferas
de geometrías inciertas,
claras como la sal enterrada.

La inmensidad del círculo

Combustibles de luz,
mis ojos avivan al ser
con los conceptos erosionados por el tiempo.
Desde lo más hondo de mis aguas
miro transmutaciones que se fraguan con el humo
y ascienden y se interceptan,
floreciendo en los lagos azul-cristal:
                                ilusión inmanente del infinito.
Me disuelvo
en un punto inexistente…

Callo al cuerpo,
dejo hablar al ritmo.
Callo a la vida,
dejo hablar a la muerte.

José Manuel Guerrero Galván

Guadalajara, 1976. Obtuvo el primer lugar en el concurso de poesía Juglarías 97 de la Preparatoria 2. Publicó poemas sueltos en revistas del CUCSH Nuestra casa Tinta nueva, realizadas por alumnos de la licenciatura en Letras. Ha escrito y dirigido algunos performances, entre ellos “Panefímeros” (2007) y “Trimurti: acto poético en tres mundos” (2008). Licenciado en Letras Hispánicas y maestro en Estudios de Literatura Mexicana. Profesor de Lengua Española y Literatura en la Preparatoria 14 de la Universidad de Guadalajara, donde actualmente impulsa el proyecto de revista 14 Krónicas.

Entradas recientes

Juan José Arreola

El lay de Aristóteles El lay de Aristóteles Sobre la hierba del prado danza la musa de Aristóteles. El viejo filósofo vuelve de vez en cuando la cabeza y contempla un momento el cuerpo juvenil y nacarado. Sus manos dejan caer hasta el suelo el crujiente rollo del...

Diez razones para ser científico

Aunque no necesitaba presentación, el historiador y narrador Jorge F. Hernández subrayó la “erudición sin pedantería”, la humildad y la capacidad para navegar por “ese mar de los sargazos que es la ciencia en México” de Ruy Pérez Tamayo, durante el encuentro que el...

Nervio náufrago

Poemario de Laura SolórzanoPercibimos el mundo a través de los recuerdos. El pasado es una entidad vacía que sólo puede poblarse y existir cuando se recupera por algún medio. El mejor de éstos, sin duda, es la palabra escrita. Es con el lenguaje como los recuerdos, el...

Mujer rota y continente

Poemario de Margarita Hernández ContrerasMujer rota y continente, poemario publicado en fecha reciente por la Editorial La Zonámbula, nos muestra, desde el título, una evidente una paradoja que yo calificaría como existencial, la cual subraya la vitalidad e intensidad...

Más autores

¿Deseas recibir notificaciones de las novedades? Envía un mensaje con el asunto “Novedades” y anota tu nombre completo y tus datos de semestre, grupo y turno

Ecos de la FIL

Programa de la Feria Internacional del Libro, con autores actuales de la literatura universal

Especiales

Autores que participan en actividades especiales, como la Semana del Libro o los aniversarios de la escuela

Creación

Autores que comparten sus experiencias con los integrantes de los talleres de creación literaria

Autores jalisicienses

Selección de obra de autores nacidos o formados en nuestra entidad

Autores mexicanos

Selección de obra de autores a quienes se les ha dedicado la semana nacional del libro

Literatura universal

Obra de autores de la literatura universal, a quienes se homenajea durante la Semana Internacional del Libro

José Antonio Neri Tello

creación

Antonio Neri Tello

Revolución groovy

V

hey frank, la tendencia es bien clara, ser héroes,
hacer que los otros lancen su alfombra cuando pasen
tener una estrella en la frente que los identifiquen
tener el espíritu ligero. Ser dioses: La república rechaza cualquier intento de apoderarse del cielo.
          Pronunciar discursos que inciten a la tolerancia e intolerancia. Discursos que no hablen del
          gran padre. Escribir el nombre del gran padre con minúsculas. Pensar en recados. Fusilarse
          las frases de otros (el gran padre sí puede hacerlo) si se halla culpable: la castración.
          La imposibilidad de seguir escribiendo:

hey frank, que chinguen su madre los dioses. Los espíritus
ligeros de carne pesada. Mis cuadernos no tienen
ninguna línea que cante. Hasta ayer permanecían mudos
dicen que vendrán a verme me expulsarán
          seré hielo a sus ojos casi piedra. Basura,
que debo agradecer que siga respirando,
que no me preocupe si mi nombre no figura en su
diccionario de autores. Que puedo seguir en el sindicato
de ilusos, los que esperan la vida viendo crecer árboles,
que siga en mi oficio de carpintero-arreglador del mundo
que espere la venida de cristo, que no me alarme
si no escribo, que es mejor, puta frank, puta.
Que chinguen a su madre, nunca he pensado con el culo
por delante. Mi culo no se hizo para escribir
ni mi boca para estar mamando

VI

la república en su modalidad de imperio
rechaza categórica y tajantemente escribir con fallas
          de ortografía. Escribir sobre temas
que no contengan autorización previa, molestar
con impertinencias al santo padre o la santa madre,
hacer preguntas sobre su sexo, dirección o teléfono. Pensar
de forma estructurada y ordenada: ordenar pensar
clasificar analizar escribir sin tintes minimalistas, tener
poesía comprometida decir palabras obscenas:

el guerrillero que debía liberarnos era un pendejo. Esto
es el imperio, la república lo hizo confesar. Quería uvas,
una canasta, computadora, panocha fresca, tener
los güevos limpios y rascados cada cinco minutos, vivir
en la casa del cielo (si no había la iba a construir).
Lo vistieron de candidato, lo armaron de propuestas y
reformas. El voto no le fue favorable. Sus ambiciones
eran compatibles con el imperio. Le dieron trabajo,
le llamaron héroe: es secretario. Mira joe, tú y yo como
pendejos. Somos mierda y moriremos como mierda,
deberían dispararnos pero nos necesitan
          nos han dejado la canción de los pobres diablos,
la que hilvanaron sus abuelos. La que carece de todo,
mira Joe cómo cantan las ardillas la derrota,
cómo canta las vísceras desde siglos la pequeña tortuga
que le han robado las alas. El indigente que come cebolla
agria. La huérfana de calles. La monja de papel.
¡Y nuestro culo joe, nuestro culo!

José Antonio Neri Tello

Poeta. Zapopan, Jalisco, 1978. Licenciado en letras hispánicas por la Universidad de Guadalajara, promotor cultural y tallerista. Su trabajo poético ha sido publicado bajo los títulos Cuerpo roto (Paraíso Perdido-Ayuntamiento de Guadalajara, 2004), Playas underground (Arlequín-Fonca, 2005) y Vertebración del silencio (Tierra Adentro, 2010). En 2007 rechazó el estímulo del Consejo Estatal para la Cultura y las Artes del Gobierno del Estado de Jalisco para la publicación de Revolución groovy, aparecido bajo el sello de la editorial Verso destierro en 2013. Docente del Departamento de Comunicación y Aprendizaje de la Preparatoria 7 de la Universidad de Guadalajara.

Entradas recientes

Juan José Arreola

El lay de Aristóteles El lay de Aristóteles Sobre la hierba del prado danza la musa de Aristóteles. El viejo filósofo vuelve de vez en cuando la cabeza y contempla un momento el cuerpo juvenil y nacarado. Sus manos dejan caer hasta el suelo el crujiente rollo del...

Diez razones para ser científico

Aunque no necesitaba presentación, el historiador y narrador Jorge F. Hernández subrayó la “erudición sin pedantería”, la humildad y la capacidad para navegar por “ese mar de los sargazos que es la ciencia en México” de Ruy Pérez Tamayo, durante el encuentro que el...

Nervio náufrago

Poemario de Laura SolórzanoPercibimos el mundo a través de los recuerdos. El pasado es una entidad vacía que sólo puede poblarse y existir cuando se recupera por algún medio. El mejor de éstos, sin duda, es la palabra escrita. Es con el lenguaje como los recuerdos, el...

Mujer rota y continente

Poemario de Margarita Hernández ContrerasMujer rota y continente, poemario publicado en fecha reciente por la Editorial La Zonámbula, nos muestra, desde el título, una evidente una paradoja que yo calificaría como existencial, la cual subraya la vitalidad e intensidad...

Más autores

¿Deseas recibir notificaciones de las novedades? Envía un mensaje con el asunto “Novedades” y anota tu nombre completo y tus datos de semestre, grupo y turno

Ecos de la FIL

Programa de la Feria Internacional del Libro, con autores actuales de la literatura universal

Especiales

Autores que participan en actividades especiales, como la Semana del Libro o los aniversarios de la escuela

Creación

Autores que comparten sus experiencias con los integrantes de los talleres de creación literaria

Autores jalisicienses

Selección de obra de autores nacidos o formados en nuestra entidad

Autores mexicanos

Selección de obra de autores a quienes se les ha dedicado la semana nacional del libro

Literatura universal

Obra de autores de la literatura universal, a quienes se homenajea durante la Semana Internacional del Libro